RACIONALISTA INTERNACIONAL

Bulletin (24 de febrero de 2012)

http://www.rationalistinternational.net

EN ESTA EDICIÓN

Rushdie: La enorme sombra del fatwa

Salman Rushdie

Han pasado 23 años. El 24 de febrero de 1989, el Ayatola Jomeini de Irán ordenó una fatwa en contra de Salman Rushdie, autor de “Los Versos Satánicos”. No había nada nuevo en la petición de un líder religioso pidiendo la muerte de algún escritor porque no le gustaron sus libros. O de manera más precisa: porque vagamente sintió irreverencia en sus expresiones sin siquiera molestarse de leer una línea. Los líderes religiosos, que cuentan con el poder suficiente, han reclamado siempre el derecho de callar las voces que no cantan en el tono que a ellos les gusta. No solamente en el Islam – la historia de la cristiandad está llena de jomeinis, indexando libros y quemando “herejes” vivos. El dogmatismo no soporta la confrontación intelectual. Requiere ambientes herméticos fuertemente protegidos para sobrevivir.

Lo nuevo acerca de esta fatwa es que el “líder supremo” de Irán extendió su “derecho” a prohibir y matar más allá de las fronteras de su país, y más allá de la frontera del “protectorado” del Islam. Anexó el occidente liberal a su campo de caza. Si Rushdie fuera un escritor iraní viviendo en Irán, muchos hubieran ignorado su asesinato. Pero siendo un ciudadano británico viviendo en Londres, las opiniones cambian. Se puso de moda culpar a la víctima en vez de los perpetradores religiosos de esta atrocidad. El caso de Rushdie probó de manera vergonzosa que tan profundamente arraigados están los argumentos de censura religiosa en las metrópolis del mundo libre e iluminado – y que tan frágil es la idea de los derechos humanos universales. Los apóstoles del relativismo cultural pueden usar la oportunidad para esparcir su peligrosa propaganda. Propone que a los fundamentalistas religiosos debe permitírsele matar porque es parte de su cultura.

Richard Dawkins y Sanal Edamaruku
Richard Dawkins y Sanal Edamaruku en el Festival de Literatura de Jaipur.

Veintitrés años después los ecos de la fatwa aún reverberan. La India, lugar de nacimiento de Rusdie y la democracia más grande del mundo, da un ejemplo nada glorioso. Los Versos Satánicos siguen prohibidos, el autor continúa siendo una persona non grata – al menos en tiempos electorales. En enero el gobierno de Rajastán forzó a Rusdie, en circunstancias bizarras, a cancelar su discurso en el prestigioso festival de Literatura de Jaipur. Compitiendo por más del 18% en votos musulmanes para las elecciones de Uttar Pradesh varios partidos políticos parecían estar raramente en acuerdo sobre algo: que un golpe bajo contra Rushdie podría ser muy redituable políticamente. Mientras tanto la policía investiga a cuatro valientes autores. Ellos expresaron solidaridad con Rushdie al iniciar sus presentaciones en Jaipur con lecturas de los Versos Satánicos.

[24 de febrero de 2012]

Fatwa: petición jurídica para aclarar asuntos relacionados con la religión Islámica.

El Papa, su Banco y la Mafia.

El Banco secreto del Vaticano es gobernado por un pequeño grupo de cardenales y en última instancia, por el pontífice.

Hay un gran alboroto en el Vaticano desde que se filtraron a los medios documentos internos altamente vergonzosos. Durante el mes pasado los “Vatileaks” produjeron tres escándalos mayores: revelaciones del nepotismo y corrupción en el gobierno del estado papal, el rumor de una conspiración para asesinar al Papa y supuestos negocios turbios del Banco del Vaticano.

Todo esto llega en un momento significativo: la celebración de treinta años al servicio en Roma, el Papa Benedicto alias Joseph Ratzinger (84) ha elegido a veintidós nuevos miembros para el Colegio de Cardenales, el exclusivo club de hombres que algún día elegirá a su sucesor de dentro de sus filas. Pero antes de que esto suceda, algunos de los principales candidatos del Papa podrían estar manchados y descalificados por los escándalos. Quizás esta sea exactamente la intención, pero hay más al respecto.

El escenario parece muy familiar trayendo memorias del inicio de los ochentas: ¿recuerdas el escándalo alrededor del colapso del Banco Ambrosiano y la misteriosa muerte del Papa Juan Pablo I?. Sólo treinta y tres días después de su investidura, el “Papa Sonriente” fue asesinado, como lo prueba la evidencia recolectada por el periodista investigador David A. Yallop*. Lo que selló la suerte de JPI no fue sólo su propuesta “blasfémica” de que el dios cristiano era más una madre que un padre para los creyentes. También se opuso a la doctrina católica de la estricta prohibición del control artificial de la natalidad – propagada agresivamente en la encíclica Humanae Vitae por su sucesor JPII. Y finalmente porque anunció la limpieza radical del imperio financiero del Vaticano. Esto habría puesto un alto al lavado de dinero de la mafia a través del Banco del Vaticano por su entonces presidente, el Arzobispo norteamericano Paul Marcinkus. JPI no vivió para ver realizada su declaración. Algunos meses después otro hombre que quería detener a Marcinkus murió: el periodista Mino Peccorelli.

Los negocios sucios de Marcikus no solo operaban el dinero de la mano sangrienta de la mafia. También tenía fondos estadounidenses secretos en los cofres de la Solidaridad Polaca, los contras en Nicaragua, etc. Estas arriesgadas operaciones, como sea, nunca se hicieron bajo el nombre de “Istituto per le Opere di Religione” (IOR), como el Banco del Vaticano se llama oficialmente. Se hicieron bajo la bandera de Banco Ambrosiano, el segundo banco privado más grande de Italia, cuyo principal accionista era IOR. El confidente y cómplice de la Santa Sede en el Banco Ambrosiano era su presidente Roberto Calvi, un hombre protegido por sus excelentes conexiones. Calvi era un miembro de la logia masónica ilegal de los “Blackfiars” y de la poderosa “Propaganda Due” (siglas P2). Gobernando en la sobra de Italia, el P2 contaba entre sus miembros a periodistas prominentes, miembros de parlamento, industriales, los más altos generales del ejército y líderes políticos. Entre ellos se encontraba el Primer Ministro, Silvio Berlusconi y Victo Emmanuel, el heredero al trono italiano, así como las cabezas de los tres servicios italianos de inteligencia.

Con el colapso del Banco Ambrosiano en junio de 1982, la aureola del vaticano podría resbalarse. Robert Calvi era públicamente señalado en burla como “el banquero de Dios”, quien fue hecho convicto por exportar de manera ilegal 27 millones de dólares, pero permaneció en su oficina. Antes de que se hiciera pública la noticia del escándalo le advirtió a el Papa JPII en una carta secreta y viajó a Roma. Días después se le encontró colgado del puente londinense de Blackfriars. A pesar del simbolismo tan provocativo en su asesinato, nunca se le abrió un caso. Si de hecho fue ejecutado por el P2 o por las manos de la mafia del Vaticano, nunca se sabrá. Los familiares de Calvi sostienen hasta el día de hoy que lo hicieron el chivo expiatorio del escándalo bancario. El Arzobispo Marcinkus permaneció como el honorable presidente del Banco del Vaticano hasta 1989. Murió en E.U.A. en 2006.

Treinta años después, los Vatileaks sugieren que las cosas no cambiaron mucho en el estado papal. En diciembre de 2011 el Arzobispo Carlo María Vigano (quien es llamado el Primer Ministro del Vaticano) reportó al Arzobispo Tarcisio Bertone (Ministro Extranjero) y al Papa acerca de la corrupción masiva y el abuso del poder en los círculos más altos de la Santa Sede. Repentinamente fue transferido como embajador (nuncio apostólico) a Washington. Algunas de las explosivas cartas a Bertone se filtraron al periódico italiano Il Fatta Quottidiano y soltó la tormenta actual. Dejaron ver un destello de una encarnizada lucha de poder. En el centro de la controversia: Bertone, el segundo hombre en el Vaticano. Desde diciembre de 2010 encabeza la nueva oficina de control interno de la Santa Sede, creado por decreto papal. Benedicto parce estar determinado a realizar una limpieza – como la que quería JPI. Está tratando intensamente de que el Vaticano ingrese a la “lista blanca” de la Unión Europea de países que cumplen con los estándares estadounidenses de lucha en contra del lavado de dinero, el crimen organizado y el tráfico de drogas. De hecho, una meta muy ambiciosa. Dado el contexto histórico, la conspiración para su asesinato no parece tan absurda como los voceros oficiales del Vaticano tratan de hacernos creer

[24 de febrero de 2012]

*) David A Yallop, In God's Name: An Investigation into the Murder of Pope John Paul I (En nombre de Dios: Una investigación sobre el asesinato de Juan Pablo I), David Yallop. New York: Bantam Books, 1984 ISBN 0-553-05073-7

Saudi Arabia: La muerte amenaza a periodista por un comentario en Twitter.

Hamza Kashgari

El columnista de un periódico saudí Hamza Kashgari (23) está en gran peligro de ser asesinado – con o sin veredicto de la corte. Su destino está en las manos de los sangrientos clérigos saudís.

Kashgari escapó de su país por Malasia después de que un muy frecuentado sitio de Facebook solicitó su muerte. Pero el 12 de febrero, en su camino a Nueva Zelanda, autoridades malasias lo arrestaron en el aeropuerto de Kuala Lumpur y lo entregaron a las autoridades saudís.

El joven es acusado de insultar al profeta en Twitter. Su controversial comentario, realizado en el cumpleaños del profeta se lee: “He amado cosas sobre ti y he odiado cosas sobre ti y hay muchas cosas que no entiendo de ti. No rezaré por ti”. Rápidamente borró el comentario sobre Mahoma y se disculpó, cuando más de 30,000 respuestas lo bombardearon, entre ellas los encolerizados clérigos saudís llamándolo apóstata e infiel. La controversia se esparció como incendio y llegó a Youtube y Facebook, en donde se creó un sitio pidiendo su muerte. En Saudí Arabia, la apostasía se considera un crimen en contra de Alá y se castiga con la muerte. Amnistía Internacional ha declarado a Hamza Kashgari un prisionero religioso y demanda su liberación inmediata.

Aunque no hay tratados formales de extradición con Saudí Arabia, el gobierno de Malasia – supuestamente un país moderadamente musulmán – mandó rápidamente a Kashgari de vuelta, sellando su suerte. La extradición no solamente fue inhumana, también fue ilegal. El abogado de Kashgari obtuvo una orden de la corte a tiempo, previniendo la deportación de su cliente fuera de Malasia. Pero las autoridades malasias detuvieron a la fuerza al abogado, impidiéndole entrar al aeropuerto antes de que el avión saliera.

[12 de febrero de 2012]

Egipto: El actor Adel Emam es sentenciado a tres meses de cárcel.

Adel Emam

El mundialmente famoso actor egipcio de películas y de teatro Adal Emam* ha sido sentenciado a tres meses de cárcel por supuestas ofensas al islam y a sus símbolos. Tiene un mes para apelar a la sentencia. El caso fue llevado por un abogado relacionado con un grupo islamista. Se refiere a la actuación de Emam en una película de 2007 y a una obra de teatro en 1998 acerca de un dictador árabe.

Con los islamistas ganando poder la opinión pública está cambiando dramáticamente en Egipto. Semanas antes de las elecciones parlamentarias – en donde los partidos islamistas han ganado la mayoría – numerosos actores, directores, artistas e intelectuales han sido acusados de difamar el islam. Adal Emam es la víctima más prominente.

El actor de 71 años, quien actuó en más de cien películas y diez obras, es bien conocido mundialmente como un comediante, generalmente haciendo burla de autoridade y políticos. Estelarizó muchas películas serias, entre ellas una película basada en obra literaria mucho prestigio “El edificio de Yacoubian” (2006). Su personaje arquetípico goza de gran popularidad desde hace décadas – un hombre, con mala suerte que se levanta en contra de la poderosa presión exterior.

Adel Emam no apareció ante la corte. Se desconoce su paradero.

[2 de febrero de 2012]

* También conocido como Abdel Imam.

Reino Unido: Richard Dawkins celebra una victoria en contra de los creacionistas.

Richard Dawkins

El profesor Richard Dawkins aplaudió la decisión del gobierno Británico de quitar los fondos estatales a las escuelas gratuitas que enseñan creacionismo en las clases de ciencia. La decisión viene en el despertar de la campaña contra el creacionismo organizada por la Asociación Humanista Británica, liderada por Dawkins y apoyada por 30 prominentes educadores y científicos.

Las escuelas gratuitas dirigidas por individuos u organizaciones privadas no están obligadas a seguir el currículum nacional británico – una laguna que puede ser usada por los grupos anti-evolucionarios para promover el creacionismo y la doctrina del “diseño inteligente” como teoría científica. Ahora en el modelo revisado de acuerdos sobre los fondos, no se hace entrega de dinero si la escuela no cumple con ciertos criterios curriculares. Declarar que la Tierra y la vida que existe en ella fueron creadas por Dios no puede seguirse declarando un hecho ya que “es contrario a la ciencia y evidencia y explicación histórica”

[17 de enero de 2012]